El entrenamiento a intervalos consiste en la alternancia de intervalos de trabajo en alta intensidad con otros intervalos de menor intensidad. De esta manera, conseguirás acelerar tu frecuencia cardíaca y hacer que vuelva en condiciones prácticamente normales.

Es un tipo de entrenamiento metabólico que mejorará tu capacidad de recuperación, consiguiendo que el metabolismo funcione con una mayor rapidez. Recuerda que esta práctica genera cierto impacto sobre el cuerpo y no es recomendable practicarlo si llevas tiempo sin correr o en personas que no gocen de una buena salud (o que padezcan de problemas cardíacos).

Conoce más con nuestro coach Ezequiel Orozco.